El diseño de un circuito turístico se basa en la definición del territorio y los elementos que conformarán un itinerario atractivo en torno de los recursos del sitio seleccionado. Se pueden diseñar circuitos temáticos, ecológicos, gastronómicos, en torno al paisaje, al deseo de disfrute o descanso en la naturaleza, circuitos de observación y descubrimiento y muchas más opciones que el turismo rural en Argentina ofrece a viajeros locales y extranjeros. Consta básicamente de tres partes fundamentales: un territorio elegido, la definición del tiempo estimado para la realización del circuito y qué atracciones o productos le dan identidad al sitio.
El equipo de ALATUR le ofrece a los interesados la posibilitad de diseñar un circuito de turismo rural planificado sobre la base de información práctica y teórica recolectada en campo.